28Mar 2017
Calle La Iberia

Entre los años 1884 y 1889 se abrió la calle La Iberia, en el municipio de Sestao, con el fin de facilitar el acceso al ferrocarril de Bilbao a Santurtzi y por ende, también mejoró la comunicación con las fábricas que estaban ubicadas en la parte baja de la localidad.

Todo se hizo según el proyecto que realizó Casto de Zabala, un reputado arquitecto vasco que intervino en numerosas promociones inmobiliarias de la época. Zabala es autor del antiguo ayuntamiento de Erandio (1.903), de tres fuentes públicas de la localidad guipuzcoana de Oñati (1.880) y de muchas casas de vecinos que se construyeron en Bilbao entre 1.909 y 1.911 entre otras muchas intervenciones. También se hizo cargo de proyectar la construcción de la Cruz del Gorbea.

En la Iberia, aún se conservan muchas casas de alquiler de finales del siglo XIX, como son las correspondientes a los portales 9, 23, 27, 31, 33, 35, 37 y 39. Estas edificaciones son muy sencillas y su elemento más destacado son los balcones de fundición de elaborados diseños y las molduras en recercos de huecos.

Además de la labor de Casto de Zabala, no hay que desligar de la Iberia la del maestro de obras Pedro Peláez, que aplicó un diseño ecléctico de factura algo más cuidada en comparación con lo que imperaba en Sestao por aquellos años. Peláez combinó diferentes elementos de lo que se llevaba en aquel momento en el campo de la arquitectura y de la construcción.

Los maestros de obra, figura profesional posicionada a la sombra de los arquitectos, tuvieron una actividad muy intensa en el ámbito de las viviendas colectivas, en construcciones industriales, casas individuales residenciales y en reformas y reconstrucciones de edificios. Sin embargo, esta figura profesional se extinguió hace más de un siglo, dado que los estudios de maestros de obras se suprimieron en 1871, después de que se creara la Escuela de Arquitectura de Madrid en el año 1845. La responsabilidad última de todo tipo de edificación fue asumida entonces por los arquitectos.

(*) Esta información está basada en “La guía de arquitectura urbana de Sestao” promovida por el Ayuntamiento y escrita por Gorka Pérez de la Peña, experto que describe en detalle los edificios más emblemáticos.

22Mar 2017
ascensor Txabarri

Los dos elevadores, ubicados en el grupo La Paz de esta localidad fabril vizcaína, han mejorado notablemente la accesibilidad de las 1.500 personas que viven en el barrio. Tras la entrada en funcionamiento de los dos ascensores, las calles Txabarri y Bizkaia se unen en apenas dos minutos.

El doble elevador ha sido la solución adaptada para salvar el desnivel de 20 metros que afecta a las edificaciones del grupo La Paz, construido sobre una ladera, con las entradas a las casas situadas en diferentes alturas. La inversión en estas estructuras ha superado el millón de euros, financiados por el Gobierno Vasco y la Diputación Foral de Bizkaia.

Además de los dos ascensores citados, las actuaciones llevadas a cabo para mejorar la accesibilidad también han comprendido la construcción de varios tramos de escaleras y de una gran pasarela. El ayuntamiento de Sestao prepara ahora un nuevo proyecto para la instalación de un tercer elevador que llegue hasta la calle San Diego.

16Mar 2017
incendio viviendas Sestao

A la espera del informe técnico del arquitecto municipal que determine la situación definitiva del edificio incendiado, las inspecciones realizadas hasta el momento parecen indicar que la estructura del mismo no ha sufrido daños de carácter irreparable. De confirmarse esta impresión, no sería necesario derruir esta construcción de la calle Gran Vía, que alberga 41 viviendas.

En cualquier caso, la rehabilitación sería una tarea compleja, por la dimensión de lo destruído. El pasado domingo las llamas arrasaron el tejado y la cuarta planta de la casa y provocaron graves daños en la planta tercera y en parte de la segunda.

15Mar 2017

El gobierno vasco pide a los vecinos y vecinas de Sestao que tengan de algún piso vacío, que lo ponga a disposición del programa Bizigune para alojar a las personas afectadas por el incendio ocurrido el pasado 12 de marzo.

Un total de 60 personas se vieron afectadas por el incendio que se desató en el último piso del portal número 80 de la Gran Vía de Sestao.

El fuego se propagó con rapidez dada la estructura de madera del edificio, lo que obligó a desalojar de sus viviendas a unas 30 personas domiciliadas en dicho portal. Posteriormente, y como medida de precaución, se desalojó también a otra treintena de personas del inmueble colindante.

Sesato Berri realizó el pasado año una campaña de movilización de vivienda desocupada dirigida a personas propietarias de pisos vacíos a las que se informó sobre el programa ASAP (Alquiler Seguro a Precio Razonable), dado que según la última actualización del padrón, en Sestao existen alrededor de 1.000 viviendas vacías, susceptibles de ser puestas en alquiler.

10Mar 2017
20 diciembre

Las obras del portal número 20 de la calle 25 de Diciembre de Sestao tocan ya a su fin. La fachada presenta un aspecto luminoso, recién pintado. El edificio se ha sometido a rehabilitación muy importante. Las obras comenzaron en septiembre de 2015, con la demolición interior de la tabiquería y escaleras, hasta dejar toda la estructura vista. Se reforzaron estructuras y suelos que presentaban importantes desniveles. El portal cuenta ahora con una nueva escalera central protegida contra incendios y ascensor. Se sustituyó la cubierta por otra más elevada con el fin de obtener altura útil en las viviendas bajo cubierta. Otra de las mejoras ha sido el cosido perimetral de la fachada y el recercado de sus huecos.

Bajo la coordinación y supervisión técnica de Sestao Berri, la obra se planteó con aportación económica de Gobierno Vasco -por ser carga urbanística de la UE 1 del PERRI Txabarri-El Sol -y con subvención del Ayuntamiento. El resto es costeado por los propietarios que han cedido para ello parte de la superficie de sus viviendas. En origen eran 10 viviendas y ahora serán 14. La venta de las nuevas viviendas, 5 en total, servirá para financiar parte de la obra.

13Feb 2017
La Galana Sestao

La urbanización La Galana, un edificio de viviendas conocido por el nombre de “corrala” atesora más de un siglo de historia. A pesar de ser un tipo de construcción muy habitual en la arquitectura vizcaína de finales del sigo XIX es el único de estas características que se conserva en Sestao. De ahí su valor patrimonial.

Representa el modelo de vivienda obrera más modesta, de apenas 50 metros cuadrados cada una de ellas y con una llamativa y amplia balconada del edificio, a modo de galerías de madera corridas que dan acceso a la vivienda. La edificación tiene 38 metros de largo y 9,5 de fondo y ninguna referencia ornamental.

Se hizo cargo del proyecto el maestro de obra portugalujo Francisco de Berriozabal y estructuró el edificio en planta baja, tres pisos y un desván. Las viviendas constaban de dos o tres habitaciones y solamente una de ellas era exterior; las demás interiores, no tenían ventilación ni luz directa.

La historia cuenta que la viuda de Don Enrique de Aja, apodado el Galán, siguió viviendo en el bloque tras la muerte de su esposo, del que también heredó su apodo. Se dice que fueron muchos hombres los que pretendieron a La Galana, pero que ninguno fue correspondido por lo que, despechados, hicieron correr el rumor de que la viuda había hecho de su vivienda, una casa de citas.

(*) Esta información está basada en “La guía de arquitectura urbana de Sestao” promovida por el Ayuntamiento y escrita por Gorka Pérez de la Peña, experto que describe en detalle los edificios más emblemáticos.